Portugal, por su posición geográfica, es un país único en lo que se refiere a su identidad y el carácter de sus gentes, así como los productos de la tierra. La gran variedad de climas, junto con las características orográficas y geológicas, hacen de Portugal uno de los territorios más diversificados del plantea. En pocos kilómetros hay un cambio de clima, de suelo, de paisaje, de costumbres y de todo lo que la tierra puede ofrecer.

En este pequeño rectángulo, hay temperaturas máximas parecidas a las del Sahara, mínimas como las del norte de Europa, templadas como los de la isla de Madeira, tan parecidas a los paradisíacos de los trópicos. Todo esto hay en esta tierra, y los vinos y su diversidad hablan de una riqueza única y absolutamente propia.  

Hablando de números: Portugal posee unos 250.000 hectáreas de viñedo, ocupando solamente cerca de un 3% del área mundial, pero en relación a la superficie agrícola utilizada, es el país con más viña del Mundo. Posee también el mayor numero de variedades diferentes por kilometro cuadrado, con una diversidad total de cerca de 250 en el país. En todo el territorio se puede hacer vino con una calidad diferenciada. Las razones, básicamente son tres: el clima, el suelo y las variedades de uva. Se puede decir que Portugal es un «país de uvas y vinos».  

…descubriendo (algunas) de las variedades blancas…


– ALVARINHO – 

Esta «uva del norte» es una de las mejores y con más carácter de Portugal. És una variedad atlántica con una capacidad única para absorber el sol y resistir a los hongos. Tiene un ciclo vegetativo corto y es poco productiva (100 kg de uva producen cerca de 50 litros de mosto). Fue una de las primeras variedades de uvas portuguesas a elaborarse como monovarietal. Su territorio natural es el valle del Río Minho, entre Monção y Melgaço. Sus vinos son de medianos a mucho cuerpo, elegantes, con chispeante acidez, ligeramente perfumados y fáciles de reconocer por sus complejos pero delicados aromas que recuerdan a melocotón, limón, azahar, maracuyá. De jóvenes magníficos pero envejecen muy bien durante 10 años o mas. 

– ANTÃO VAZ –

Esta es la gran variedad blanca del Alentejo. De brotación média y maduración tardía, presenta resistencia a la sequía, estando bien adaptada al clima cálido y soleado de las grandes llanuras de esta zona. En la zona de Vidigueira, desde tiempos remotos, produce excelentes vinos, frescos y cítricos con un gran potencial de envejecimiento. Produce vinos firmes, con cuerpo y estructurados. Elaborado en monovarietal tienes aromas vivos, notas de frutas tropicales maduras, piel de mandarina y carácter mineral. Si madura bien, tiene altos niveles de alcohol, por lo que es adecuada para la elaboración de vinos con fermentación en barrica. A menudo se mezcla con Roupeiro y Arito, que añaden una refrescante acidez a la mezcla. 

– ARINTO (PEDERNÃ) –

Variedad muy versátil, extendida por todo el territorio nacional, en la zona de Vinho Verde es más conocida por Pedernã. Es una variedad de brotación y maduración tardía, vigorosa, de crecimiento erecto y sensible a las enfermedades criptogámicas. De rendimientos medianos, los vinos monovarietales más conocidos  de esta uva vienen de la zona de Bucelas. Producen vinos vibrantes de refrescante acidez, por veces con carácter mineral, aromas a manzana, lima y limón. Son perfectos para beber jóvenes, pero envejecen muy bien. La uva mantiene su acidez, incluso en climas más cálidos, por lo que se usa para mejorar mezclas en Tejo y Alentejo. 

– BICAL (BORRADO DAS MOSCAS) – 

Uva autóctona de la zona del interior de Portugal, Beira, también se puede encontrar en Dão y Bairrada. Se conoce también por el nombre de Borrado das Moscas, por los puntos oscuros que presentan sus bayas maduras. De maduración temprana, muy resistente a la podredumbre y sensible al oídio. Resistente a la sequía, perfecta para cualquier tipo de suelos, da buena rendimientos, produciendo buena calidad en suelos arenosos frescos, así como arcillosos secos. Los vinos son especialmente suaves y aromáticos, frescos y estructurados. Suelen presentar aromas a melocotón, albaricoque y notas de fruta tropical para uvas más maduras. Muy buenos para crianza en madera, especialmente en contacto con sus lías. Tienen una buena y fresca acidez si se vendimia en el momento adecuado, sino, si sobremadura, presenta exceso de alcohol y poca acidez. 

– ENCRUZADO –

Una de las mejores variedades de uva blanca de Portugal, que se limita en gran medida en la zona de Dão, con vinos de una magnifica calidad, aunque en numero escaso. Los mejores ejemplos tienen delicados aromas de rosas y violetas, ligeras notas cítricas, un toque de resina y bajo determinadas condiciones, notas muy minerales. Una de sus virtudes es la de mantener un equilibrio casi perfecto entre azúcar y acidez, dando vinos potentes y estructurados con un potencial de envejecimiento maravilloso. Los vinos más afamados son monovarietales pero se puede utilizar también como mezcla de otras variedades. 

–  FERNÃO PIRES (MARIA GOMES) –

Presente en todo el país, es en Tejo, Lisboa y Bairrada (aquí conocida como Maria Gomes),  que tiene mayor importancia. De ciclo vegetativo temprano, debe ser protegida de las heladas. La gusta los suelos profundos y es muy sensible al estrés hídrico. Puede madurar muy rápidamente a partir de los 11,5% vol y necesita vigilancia asidua en la fase final de la maduración. Vendimiada en torno a los 12,5% vol, produce vinos frescos muy aromáticos. Con uvas sobrenadaras, produce vinos grasientos y pesados. Generalmente es una variedad aromática que presenta aromas y sabores a lima, limón, naranja, rosas. Habitualmente se beben jóvenes. Es una uva muy versátil ya que se utiliza tanto para en monovarietales como en mezclas y en espumosos o dulces de recogida tardía. Es una variedad mas adecuada para climas cálidos. 

– FONTE CAL –

Variedad originaria de da DOC Beira Interior. Es raro ver un vino monovarietal de esta variedad, la mayoría se mezcla. Produce vinos potentes y bien estructurados que presentan aromas florales, amielados y afrutados, un poco como la Alvarinho, pero con el inconveniente de que a menudo presentan baja acidez y niveles demasiado altos de alcohol. A menudo se mezcla con Síria y ocasionalmente con Arinto. 

GOUVEIO

También conocida en España por Godello, proveniente del Douro, extendida al Dão, Trás-os-Montes y hacia el sur hasta llegar a Alentejo. Los vinos son generalmente complejos, frescos, vibrantes con buena acidez y gran cuerpo. Presenta aromas cítricos junto con notas de melocotón y anisados, con buen equilibrio. Envejece bien en botella.

– LOUREIRO –

Variedad extendida principalmente en la región de Vino Verde, donde tiene mayor expresión aromática. No soporta el estrés hídrico ni suelos pobres. Prefiere el litoral oceánico de Minho, siendo también otra de las variedades atlánticas, y está presente en mayor medida en en valle del Lima. Loureiro que significa «laurel» recuerda en aroma a flores de laurel, azahar, acacia, superponiéndose a los aromas frutales de manzana y melocotón. Sus vinos suelen ser refrescantes y con una acidez equilibrada. Aunque cada vez se puedan encontrar elaboraciones en monovarietal, es frecuente encontrar vinos con mezclas de Arinto, Alvarinho o Trajadura. 

– MALVASIA FINA (BOAL) –

Variedad importante en las zonas de Douro, Dão, Távora-Varosa y también en Madeira, aquí conocida como Boal. En el Dão y Távora-Varosa produce monovarietales de gran calidad com aromas a manzana acida, de cuerpo medio y acidez firme y equilibrada. Sufre bastante con el estrés hídrico, quedando muchas veces sus bayas arrugadas. Se adapta muy bien a cualquier tipo de poda, con un porte semi-erecto de medio vigor y rendimientos medios a elevados. Sus vinos son sutiles, no muy intensos, bastante frescos y moderadamente complejos. Suele presentar aromas de melaza, cera y nuez moscada, pudiendo parecer ligeramente ahumado incluso sin maduración en madera. Generalmente  se utiliza en mezclas. 

– MOSCATEL GRAÚDO –

Su aroma distintivo a uvas frescas o pasas es muy fácil de reconocer y puede presentar aromas a limón, pera, bicis y flor de lima. Sus vinos tienen una marcada y fresca acidez. Es más comúnmente conocido como Moscatel de Alejandría. Puede elaborarse como vinos ligeros, secos o casi secos, y más a menudo como dulces y de licor, siendo el más famoso el Moscatel de Setúbal, con sus notas de cáscara de naranja, miel, especias, azahar y acacia. 

– RABIGATO –

Plantada en todo el Douro, particularmente en el Douro Superior, pero raramente se utiliza como monovarietal. Es una de las mejores uvas blancas autóctonas del Douro y contribuye con su refrescante acidez a las mezclas de variedades blancas menos acidas como Fernão Pires, Síria, Gouveio o Viosinho. Cuando se vinifica como monovarietal, elabora vinos estructurados con cuerpo y buena acidez que presentan aromas a acacia y azahar, con notas vegetales y un fuerte carácter. mineral.  

– ROUPEIRO (SÍRIA) –

Es la principal variedad de uva blanca en todas las zonas de Alentejo. Crece también en una larga franja de norte a sur junto a la frontera con España. En Beira es conocida como Síria. Con producciones medianas, su rendimiento es alto debido al alto rendimiento del mosto. Por su poca resistencia a la oxidación, es una variedad que se destina principalmente a la elaboración de vinos que se deben beber jóvenes, mientras son my aromáticos con notas cítricas y florales además de recuerdos de melocotón, melón y laurel.

– TRAJADURA –

Conocida en Galicia com Treixadura, es una variedad originaria de la zona de Vinho Verde. Elabora vinos con menor acidez y más alto grado de alcohol que otras variedades de la misma zona. Es perfecta para los vinos de mezcla en esta parte mas fría y húmeda de Portugal, donde el exceso de acidez y bajo contenido en alcohol puede ser un problema. Variedad muy aromática con aromas delicados de manzana, pera, melocotónes, por veces a limón y son más bien utilizadas para mezclas con Loureiro y/o Arinto y Alvarinho. 

– VERDELHO –

Verdelho llegó a la fama en las islas de Azores y Madeira, como variedad de elaboración del vino base de los fortificados. Antes de la llegada de la filoxera a la isla de Madeira, en 1872, era plantada en 2/3 del territorio vinícola. El mosto tiene un nivel moderado de azúcar, una acidez marcada y pueden ser aromáticos. En Madeira ha sido tradicionalmente responsable de los vinos fortificados de estilo semiseco, situándose entre las también variedades blancas Sercial (seco) y Boal (semidulce). En las Azores es la variedad principal en Boscoitos, Pico y Graciosa. Curiosamente se está dando muy bien en las zonas cálidas de Alentejo, reteniendo su refrescante acidez.  

– VIOSINHO –

Es originaria del Douro y Trás-os-Montes, pero se está plantando en otras zonas del país por la calidad y carácter de los vinos que produce. No es una variedad fácil de cultivar. De rendimientos muy bajos, las bayas son pequeñas, sensibles a la podredumbre, y maduración temprana, con riesgos a la oxidación y por consecuente a la falta de poder aromático. Tiene un buen potencial de calidad gracias al balance entre el azúcar y la acidez, dando vinos frescos, con mucho cuerpo, aromáticos y con potencial de envejecimiento. Algunos la describen como la Sauvignon Blanc portuguesa debido a su intenso aroma en las mejores añadas. Ofrece sus mejores resultados en climas cálidos y soleados. 

…y las algunas de las variedades tintas…


– ALFROCHEIRO –

Originaria del Dão, también llamada de «Alfrocheiro Preto» es recomendada y autorizada en casi todas las regiones del país. Es aquí y en el Alentejo donde tiene su mayor expresión, donde en climas cálidos retiene una muy buena acidez. Los vinos son ricos en color, muy expresivos desde su juventud con aromas finos a fruta roja, moras, fresas, flores silvestres, con taninos firmes pero maduros y buen equilibrio entre estes, alcohol y acidez. 

– BAGA –

Variedad caprichosa, presente en todo el centro de Portugal, es en Bairrada donde tiene mayor expresión y ocupa un porcentaje muy importante de viñedo. Sensible a las enfermedades, especialmente a la podredumbre. Sus uvas son pequeñas y de piel gruesa, lo que provoca altos niveles de taninos. Maduran tarde e incluso inadecuadamente en años fríos. Se comporta mejor en suelos arcillosos y requiere una buena exposición al sol. La Baga vendimiada con menos de 12,5% vol. tiene pocas probabilidades de entusiasmar, por su carácter vegetal y amargo. Por otro lado, la uva bien tratada y bien madura, más de 13% vol. da vinos con cuerpo, muy estructurados, con una acidez muy viva. Sus aromas son de bayas y ciruelas negras además de toques de café, heno, tabaco y humo. Aunque a menudo son astringentes mientras son jóvenes, envejecen muy bien, redondeándose y ganando elegancia, con complejidad aromática de fruta seca, hierbas y cedro. Produce uno de los vinos más longevos de Portugal.  

– CASTELÃO (PERIQUITA) –

Otra de las principales variedades tintas portuguesas, muy presente en el sur del país, especialmente en Tejo, Lisboa, Alentejo y Península de Setúbal, donde en Palmela tiene mayor expresión con cerca de 75% de los viñedos plantados. Se desarrolla mejor en climas cálidos, con suelos secos y arenosos, soportando bien el calor y la falta de agua. Con uvas de viñas viejas y bajos rendimientos se obtienen vinos con bastante cuerpo, estructurados, con abundantes taninos y acidez, que recuerdan grosellas rojas y ciruelas en conserva, especias. Los vinos de esta variedad rara vez se libran de un cierto carácter rústico. Así como la Baga, tiene un gran potencial de envejecimiento. 

– JAEN –

Cultivada en Portugal desde la segunda mitad del siglo XIX, es en Dão donde principalmente se cultiva. Es conocida por Mencía en España. Tiene una brotación tardía y una maduración precoz lo que hace  que sea una uva de ciclo corto. Es la primera en madurar, es sensible a la podredumbre si ya está madura y prefiere terrenos secos. En el peor de los casos sus vinos son acuosos y ácidos, en el mejor son perfumados, con reminiscencias de zarzamora, arándano y cereza. A pesar de un cierto carácter rústico, pueden beberse temprano, ofreciendo tintos suaves y sedosos que son simples pero seductores.

– MOSCATEL GALEGO ROXO –

También conocida por Moscatel Graúdo ou Moscatel de Alexandria. Produce vinos fortificados similares a los de Moscatel de Setúbal pero con aromas y sabores más complejos. Los vinos generosos elaborados con Moscatel Galego Roxo son muy aromáticos, más dulces y con un largo postgusto.

– RAMISCO –

Cultivada principalmente en Colares, al oeste de Lisboa, junto al mar en las dunas de arena. Los viñedos están plantados den injertar, en sus propias raíces, profundamente en la arena. Aquí la filoxera no afectó a las plantas pues no puede sobrevivir en este tipo de suelos de pura arena. Es una variedad que está perdiendo terreno. Una, es enfrentar la fuerte presión de urbanismo en la zona. También por ser una variedad extremamente difícil de cultivar, ya que hay que buscar tierra debajo de todos esos metros de arena para que la planta de sujete y se abastezca de nutrientes. Luego, es una uva con rendimientos muy bajos y hay que esperar algunos años o décadas para poder beberlos. Presentan taninos duros, alta acidez y no son muy atractivos en su juventud pero si están bien hechos después de algunos años son magníficos. Pueden tener un envejecimiento en botella muy, muy largo.

– RUFETE –

 Es plantada principalmente en viñas viejas de Beira Interior, Dão y Douro, dispersas por viñedos de variedades mezcladas. De maduración tardía, para finales de Octubre, es capaz de producir vinos de muy buen color y cuerpo, aromas a fruta roja y con buen potencial de envejecimiento en botella. 

– TINTA BARROCA –

Una de las variedades más plantadas en el Douro, después de Touriga Franca y Tinta Roriz. Su popularidad es debido a que tiene rendimientos elevados y porque madura muy bien dos semanas antes de las otras variedades tintas de la región. Esta precocidad explica porque es plantada fundamentalmente en Baixo Cargo y Cima Corgo, sub-regiones que no son tan cálidas como en el Douro Superior. También el plantada en Távora-Varosa, una región inmediatamente al sur del Douro para mezcla de vinos tranquilos. Rara vez se encuentra como monovarietal pero se encuentra en la mayoría de las mezclas de los tintos de Douro. Contribuye a dar color sin aportar demasiado tanino gracias a sus pieles oscuras pero livianas, además de aportar aromas de ciruela y cereza. A pesar de los altos rendimientos rendimientos, sus uvas son ricas en azúcar y alcohol potencial. 

– TINTA NEGRA MOLE –

Es la principal uva tinta de Madeira. Conocida en España como Negramoll, su plantación en la isla alcanza los 80%-85% de la superficie total de viñedo. Se utiliza para vinos tranquilos y fortificados. En vinos tranquilos elabora rosados neutrales, sin personalidad o tintos pálidos de color ámbar, debido a su tendencia a la oxidación. El color de la uva puede cambiar de viña a viña, desde el negro azulado hasta el rosa. Por suerte, su ligero y variable color no es un problema para los vinos fortificados. 

– TINTA RORIZ (ARAGONÊS) –

Es mas importante llamar a esta variedade Ibérica, pues es una uva muy importante para Portugal y España, aquí conocida como Tempranillo. En el norte de Portugal se conoce por Tinta Roriz, mientras que en el sur por Aragonês. De maduración temprana, tiene fuerte potencial productivo, y puede requerir un control de producción teniendo en cuenta la calidad de la uva con producciones excesivas. Se elaboran vinos de cuerpo medio, con taninos firmes que combinan elegancia y robustez, aromas de bayas y sabor especiado. Suelo elaborarse en mezclas e tiene buen potencial de envejecimiento con aromas a ciruelas, moras y cerezas.

– TINTO CÃO –

Una de las 5 principales variedades del Douro. Su gran virtud es ser extremamente resistente al oídio y principalmente a la podredumbre. De maduración tardía es casi siempre la ultima en vendimiar. Su calidad se hace evidente en el perfecto equilibrio entre taninos, acidez y azúcar, en la calidad de sus firmes pero maduros tintos y en su color. Los vinos son florales, densos y bien estructurados, y pueden envejecer muy bien. Se mezcla frecuentemente con Touriga Nacional y Tinta Roriz donde la densa y gruesa piel de la Tinto Cão aporta color y tanino.

– TOURIGA FRANCA – 

Es en los vinos del Douro, como Porto o Douro DOC, que tiene mayor protagonismo, siendo uno de los pilares estructurales de las mezclas en esta región. Es la uva más plantada en el Douro y está ganando superficie en toda la mitad norte de Portugal. Hace vinos con mucho color, densos, elegantes con aromas muy expresivos, taninos firmes y aterciopelados, pero muy delicados y sofisticados, notas de moras, florales de rosas, jaral y flores silvestres. Contribuyen a la capacidad de envejecimiento con las mezclas de Touriga Nacional y Tinta Roriz. 

– TOURIGA NACIONAL –

La Touriga Nacional es la mejor variedad tinta de Portugal y merece un lugar en la cima de las grandes variedades. Originaria de Dão, el nombre Touriga viene de un pequeño pueblo, Tourigo, cerca de Tondela. A pesar de ser originaria del norte, se ha extendido hasta el extremo sur del país, pudiendo encontrarla en el Tejo, Setúbal, Alentejo, Algarve, Azores, competiendo con éxito con la local Baga de Bairrada. Es una uva de piel gruesa, rica en color y taninos, que dan una estructura y capacidad de envejecimiento a sus vinos, fruta negra, muchas veces distinguida por sus típicas fragancias: bergamota y violetas. 

– TRINCADEIRA (TINTA AMARELA) –

«La uva del calor». La variedad, aunque no sea fácil de cultivar, puede producir vinos de altísima calidad, cundo los rendimientos son  bajos y la uva bien madura. Los vinos tienen buena estructura, mucho cuerpo, buena acidez, raramente altos en alcohol, con fruta negra espaciada, notas de canela, clavo, taninos redondos. La estructura del vino se puede redondear con envejecimiento en barrica, dandole longevidad. Conocida como Tinta Amarela en el Douro, y Trincadeira en el Alentejo. Normalmente se mezcla con Aragonez en el Tejo y con Touriga Nacional en el Douro y  Dão. 

– VINHÃO (SOUSÃO) –

La uva produce vinos que sean probablemente los mas oscuros, casi opacos, de todo el territorio portugués, debido a sus características que la acercan a las variedades tintoreras. Es originaria de Vino Verde, donde es la variedad tinta más plantada originado vinos de una penetrante acidez, rústicos, cremas, frutas silvestres. En el Douro, es muy valorada para elaborar Oporto, donde se necesita extraer color muy rápidamente. Aquí se la conoce como Sousão y estás siendo muy plantada.